lunes, 12 de febrero de 2018

Darío: Identidad Cultural y Nacional.



MSc. Eduardo López H


El contexto en que se ubica Darío:
-Fines del siglo XIX e inicios del XX.
·         Nicaragua en el contexto de los gobiernos conservadores.
·         Nicaragua asechada por la presencia norteamericana.
·         América Latina sufriendo los embates del imperio.
El verbo, la palabra:
l  Y como dice ese brillante filosofo mexicano Lepoldo Zea:
l  Verbo, logos, palabra, diversas expresiones de un mismo y grandioso instrumento mediante el cual el hombre no solo se sitúa en el mundo y el universo, sino que hace de ellos su hogar. Mediante el verbo deja de ser un ente entre entes, para transformarse en su habitante. Esto es, en el que da sentido a este mundo y universo distinguiendo, separando, igualando y unificando al resto de los entes que carecen de esta cualidad. . Los entes dejan de serlo para transformarse en esto o aquello en relación con el hombre que les da esa especial existencia al expresarlo, al hablar de ellos.

La identidad frente a la expansión extranjera:
América Latina en general y Nicaragua en particular salieron del colonialismo español y se vieron atrapados por la presencia de nuevas potencias como la inglesa y norteamericana, no obstante, la lucha por la identidad, por lo nuestro, se venia manifestando en diferentes momentos históricos, por ejemplo las actitudes de Diriangen y Nicarao, las firmes posiciones de Tomas Ruiz contra el colonialismo español, de cleto Ordoñez contra la anexión al México de Iturbide, de Andrés Castro y José Dolores Estrada contra el filibusterismo yanqui, de Zeledón contra la marinería norteamericana y contra las paralelas históricas.
-La respuesta dariana enarbolando las banderas de la identidad nacional y cultural estaba en la palabra, la palabra como signo de autodeterminación, la palabra como respuesta rebelde frente al invasor, la palabra como defensa de la raza indohispana, igual como lo manifestó Sandino.
En un fragmento del ensayo “El Canto Errante”, escrito en 1907, dedicado a los padres de las Españas, denominado “En el principio esta la palabra”, Rubén Darío indica: “En el principio esta la palabra como única representación. No simplemente como signo, puesto que no hay antes nada que representar. En el principio esta la palabra como manifestación de la unidad infinita, pero ya conteniéndola. Et verbum erat deus.” Y continua  La palabra no es en si más que un signo o una combinación de signos, más lo contiene todo por la virtud demiúrgico. Los que la usan mal, serán los culpables, sino saben manejar esos peligrosos y delicados medios. Y el arte de la ordenación de las palabras no deberá estar sujeto a imposición de yugos, puesto que acaba de nacer la verdad que dice: el arte no es un conjunto de reglas, sino una armonía de caprichos.”

Álvaro Darío Leiva de la Universidad José Simón Cañas, de El Salvador, nos die que:

“En el texto los cisnes, el poeta reivindica la lengua, la patria soberana del idioma, la tradición, que no es vana posesión de lo perecedero”.


Como no mencionar a José Martí, contemporáneo de Darío. Armando Hart Dávalos intelectual cubano indica:

“Hablar sobre José Martí en los albores de un nuevo siglo y un nuevo milenio nos motiva a adentrarnos en el sistema nervioso central de la historia de A/Latina y el Caribe. Precisamente en su ensayo nuestra América término que utilizó para diferenciarla de la otra, la que no es nuestra, expuso sus problemas fundamentales y proclamo:” Los árboles se han de poner en fila para que no pase el gigante de las siete leguas. Es la hora del recuento y de la marcha unida y hemos de andar en cuadro apretado como la plata en la raíces de los andes.”
-Martí, testigo y cronista de su época, dotado de un sustento ético admirable, conoció de cerca los rejuegos imperiales y avizoró el interés geopolítico camuflado por los discursos integracionistas de Estados Unidos respecto a América Latina y el Caribe.
Darío y Martí. (Ambos nacieron en enero: Darío en 1867, Martí en 1853.
Ante la Muerte de Martí en combate en 1895:  Dario expresó:
"Cuba admirable y rica y cien veces bendecida por mi lengua; más la sangre de Martí no te pertenecía; pertenecía a toda una raza, a todo un continente; pertenecía a una briosa juventud que pierde en él quizás al primero de sus maestros; pertenecía al porvenir!", señala el texto, publicado el 1 de junio de 1895 en La Nación.
A mediados del siglo XIX vivíamos los balbuceos por estructurar nuestra nación, de la búsqueda de la identidad, de encontrar los referentes que nos hicieran dueños de nuestro propio destino y nos encontramos desgraciadamente con la doctrina del destino manifiesto
Darío nos dice: en Odda a Roosevelet.
 Es con voz de la Biblia o verso de Walt Whitman.
                          Que había que llagar a a ti, cazador
                           Primitivo y moderno, sencillo y complicado
                           Con algo de Washington y cuatro de Nemrod
                            Eres los Estados Unidos
                          Eres el futuro invasor
                          De la América ingenua que tiene sangre india
                          Que aún reza a Jesucristo y aún habla en español.

El mismo Álvaro Darío Lara, nos dice lo siguiente sobre la Oda a Roosevelt:

“Es un Darío enérgico en su dedo acusador hacia el gobierno de los Estados Unidos. Poema que le valió las presiones diplomáticas no solo en suelo de Estados Unidos, sino durante su frustrada visita y permanencia en Méxic, hacia 1910”.

Al respecto, Carlos Fonseca, fundador del FSLN, un estudioso de Darío, igual que un estudioso de Sandino, quien se nutre de la sapiencia del Maestro Edelberto Rorrez Espinoza, sobre el bardo, nos habla sobre el Darío latinoamericanista y nos dice:
«Surgido Rubén Darío en la transición del siglo XIX al XX, etapa de ascenso histórico en Nicaragua, la médula humana y latinoamericanista  de su obra vendrá a ser rescatada en el esencial ascenso que vive su Nicaragua, no dispuesta a quedarse atrás en la marcha de los pueblos hacia un destino libre «

El proyecto político de Zelaya, hijo del cultivo del café, sentó las bases para el desarrollo nacional, pero ese proyecto fue truncado por los designios imperiales, que en el ámbito de la reformulación de la doctrina Monroe, se pasaba de la política del destino manifiesto a las cavernarias tesis de la política del gran garrote.

Y nuevamente nuestro gran poeta ahora  en “El triunfo de Calibán” señala:

“No, no puedo, no quiero estar de parte de esos búfalos de dientes de plata. Son enemigos míos, son los aborrecedores de la sangre latina, son los bárbaros. Así se estremece hoy todo noble corazón, así protesta todo digno hombre que algo  conserva de la leche de la loba”. 

“Es pasmoso dice Salomón de la Selva al releer a Darío, atestiguar hasta que punto estaba despierto su intelecto a las preocupaciones universales, a las inquietudes sociales, políticas y económicas, viéndolas  y previéndolas todo con extraordinario acierto. Y en un mundo perplejo ante los problemas filosóficos más hondos. Los problemas éticos, principalmente, le preocuparon toda su vida, de lo que hay testimonio desde Anagké, en su primer libro formal, en que formula ese problema sorprendentemente al igual que William Blake en la poesía sobre el tigre-hasta los motivos del lobo en sus postrimerías”.


Y a propósito de la globalización que hoy vivimos, que nos amenaza, Marvin Plalacios Ruíz, estudioso de Darío explica que el bardo, de paseo por Asturias en  el año de 1905, escribió una crónica sobre el lugar, haciendo alusión al modelo capitalista en ese entonces y lo que el se imaginaba, el poeta expreso lo siguiente: “ La unificación del planeta será absoluta, sobre el globo uniforme prodigará sus bostezos la humanidad uniformada”. 

      Steven White: Darío Ecológico: “la forma de ser y estar en el mundo del poeta nicaragüense por medio de su poesía, sí podría servir para iluminar las crisis ecológicas que nos impiden legar un porvenir a nuestros hijos”


Habría que buscar en poemas como: Allá lejos, La Canción de los Pinos, Coloquio de los Centauros, Tutecotzimí, Reencarnaciones, Augurios, Pajaros de las Islas y Nocturno. (“ Los que  auscultasteis el corazón de la noche…”) las ideas que permiten entender de una manera cabal, la importancia del medio ambiente que nos sostiene a todos. El concepto de ecocritica abarca la relación entre la literatura y el medio ambiente físico no en términos figurativos sino de la manera más literal posible, lo cual es un desafío formidable al considerar poemas cuya base científica corresponde al pensamiento pre-ecológico hace un siglo.
Uno de los estudiosos más destacados del relativamente nuevo campo de la ecocrítica, Lawrence Buell, habla de lo que él llama el discurso tóxico definido como la angustia expresada que nace de las amenazas ecológicas que son el resultado de modificaciones químicas producidas por las acciones humanas. (Buell 2001, 31). Contra la contaminación contemporánea y la percepción adolorida de las tragedias actuales que se extienden hacia el mañana.
La integralidad de la poesía de Darío:
      La poesía de Rubén Darío aglutina perfectamente todas las características del Modernismo. En lo formal, el cromatismo, la sonoridad y el ritmo. En los temas, lo exótico, lo mitológico y también su mundo interior arrebatado o desgarrado. Poesía que llama la atención por la versatilidad: frívola e intrascendente, sensual, patriótica, grave y angustiada. Siempre buscó la belleza por medio de la palabra; para él estaba claro la supremacía del Arte por encima de todos los intereses humanos.

El MSc Victor Ruiz señala: Cada uno de sus libros reflejará esa capacidad de adoptar, asimilar y transformar las influencias literarias: en azul 1888, fusionará lo mejor de la tradición española con el torrente verbal, patriótico de Victor Hugo; en Prosas Profanas, 1896, simbolismo y parnasianismo, erotismo, y cristianismo, Dios y Luzbel, amalgamados, derrumbarán toda una tradición poética e impondrán una nueva sensibilidad, confirmando así el papel fundador que Darío ocupará en la poesía modernista; en Cantos de Vida y Esperanza, 1905, más viejo y cansado, pero sabio y vigoroso, evocará la voz del demócrata Walt Whitman para llamar a la unión de los vigores dispersos de Hispanoamérica; invocara al melancólico Francisco Quevedo en sus poemas nocturnos  y escatológicos Contagio textual por imitación, pero también innovación, afán por renovar y reinventar nuevas formas de expresión, nuevos ritmos, nuevas imágenes . La poesía de Darío nos permitirá vislumbrar más allá de nuestras fronteras, su poesía reflejará la sed de espacio y las ansias por conocer y conquistar otros territorios.

Personalidades del mundo de las letras opinan sobre Darío:


-Gabriela Mistral: El hombre solo y solitario que, sin alharacas, hizo un vuelco en la poesía Castellana.
-Federico García Lorca: Como poeta español enseñó en España a los viejos maestros y a los niños, con un sentido de universalidad y degenerosidad que hace falta en los poetas actuales. Enseñó a Valle Inclán y a Juan Ramón Jiménez, y a los hermanos Machado, y su voz fue agua y salitre, en el surco del venerable idioma.
-Pablo Neruda: Merece su nombre rojo recordarlo en sus direcciones esenciales con sus terribles dolores del corazón, su incertidumbre incandescente, su descenso a los hospitales del infierno, su subida a los castillos de la fama, sus atributos de poeta grande, desde entonces y para siempre e imprescindible.
-Jorge Luis Borges: "Darío es el padre de la poesía moderna en lengua española, y él la volvió a la vida otra vez, fue un libertador de la poesía castellana,  fue una revolución en esa lengua y continua, cuando un poeta como Darío ha pasado por la literatura, todo en ella cambia.
-Gabriel García M : Lo Fatal, poema que consideraba como la mejor poesía escrita en español y en cualquier otro idioma.
Mario Vargas Llosa: Su tesis de bachiller en humanidades se llamó: Bases para una interpretación de Rubén Darío. Publicada hasta en el 2001 por la  Universidad Nacional Mayor de San Marcos, de Lima en  2001, un volumen de 177 páginas. Mario Vargas dice además que: A la inspiración y destreza de Darío, debe la lengua castellana una de las revoluciones seminales de la historia.
-Octavio Paz: Ser o no ser como Darío, de ambas maneras, esta presente en el espíritu de los poetas contemporáneos.
-José Coronel Urtecho: La más alta manifestación de la universalidad nicaragüense, es por supuesto, Rubén Darío. El es el paradigma de nuestra universalidad en su más pura forma.
-Edelberto Torrez Espinoza: Sobre la dramática vida de Darío que el escribió dice:  Y si a los compatriotas del idioma, y a los hispanoamericanistas de otras lenguas agrada nuestro esfuerzo, creeremos que hemos contribuido a dar perpetuidad al recuerdo de Rubén Darío, aunque nada ni nadie puede hacer más en ese sentido que su propia obra.
También es importante señalar a otras personalidades que han incursionado en la obra dariana, nos referimos a:
      José Jirón. La mejor biblioteca del país.
      Fidel Coloma.
      Edgardo Buitrago.
      Julio Valle Castillo.
      Nicasio Urbina. Miradas críticas sobre Darío.
      Jorge E Arellano.
      Gunter Smigalle.
      Ricardo Llopesa.
      Carlos Tünnermann
      Nota: Hay otros más de mucha relevancia

 Darío de todos: Popularicemos la obra de nuestro gran poeta.
      Que nuestros niños y jóvenes se empoderen de su magna obra.
      Darío no es solo una efeméride, es un ejemplo, una escuela.
      Es nuestra identidad cultural.
      Es nuestra identidad nacional. 

Febrero 2018.

martes, 26 de septiembre de 2017

La Universidad ante el cambio de época



MSc. Eduardo López H. 

Miembro del Consejo de Facultad FAREM Estelí.

¿Vivimos un cambio de época o una época de cambios? No hay la menor duda que vivimos un cambio de época signada por un mundo globalizado, un mundo más interdependiente, un mundo más competitivo, un mundo muy asimétrico, un mundo de incertidumbres racionales, pero también un mundo con esperanzas, con utopías.
El presente siglo, es el siglo de la sociedad del conocimiento y de la información, también es un siglo del aprendizaje permanente, por lo tanto, desde la perspectiva de la educación, requiere de un cambio de paradigma.
¿Está la universidad preparada para ser parte de los cambios que demanda está sociedad del conocimiento y del aprendizaje permanente? Es decir, ¿del cambio de época que vivimos? En principio, la máxima casa de estudios, debe romper con los saberes profesionalizantes, dado que esta sociedad del conocimiento en la que estamos inmersos, demanda investigación, innovación y emprendimiento. De manera tal, que los saberes sean pertinentes, que se estén renovando permanentemente, de creatividad académica, de vínculo con el medio, de ensayo y error, etc.
En relación a la carrera de Turismo, al revisar el plan de estudios de las dos carreras que se ofrecen en la UNAN-Mangua, encontraba, que son planes de estudio pertinentes y que apuntan a la formación integral del futuro profesional del turismo. En este sentido, en la fundamentación de la carrera de Turismo Sostenible, se indica: “El principal propósito de la carrera de la UNAN-Managua, es forjar profesionales capaces y competentes para afrontar los retos del nuevo milenio de lo que es y será, el desarrollo del segundo sector económico más grande del país”. Por su parte, la carrera de Administración Turística y Hotelera, en uno de sus objetivos pretende: “Formar profesionales integrales con una concepción investigativa, científica y humanística para la Administración de Empresas Turística y Hotelera, con la capacidad de crear sus propias empresas e insertarse en el entorno empresarial del sector turístico y hotelero”
El reto que tiene la Universidad en cuanto a romper con los saberes profesionalizantes y apuntarse por una formación holistica de los estudiantes implica: desarrollar una formación multi e interdisciplinaria, porque: ¿Cómo no va a saber un profesional de la carrera de turismo de Historia y Geografía de Nicaragua, de Antropología, de Arqueología, de Medio Ambiente, de Economía?  Un estudiante de Turismo tiene que prepararse en una segunda lengua. Esta es una carrera que requiere una renovación permanente del currículo.
Para la Universidad es fundamental profundizar en su internacionalización, para viabilizar la movilidad académica y de esa manera fortalecer esa formación holística que requieren nuestros egresados de cualquier carrera ¿Por qué un estudiante no puede finalizar un semestre en España? ¿Por qué no puede hacer un año en una universidad de América del Sur? Tenemos que aspirar más temprano que tarde a lograr ese objetivo.
El siglo XXI está signado por la innovación y el emprendimiento, son dos ejes claves en la educación del siglo XXI, por lo tanto, es determinante la inserción de estos dos ejes en el currículo para que el mismo tenga pertinencia y les permita a los futuros profesionales construir sus proyectos de vida. En este sentido, la UNESCO nos indica: “En una época en que ya no se puede aplicar más la ecuación “título=trabajo, se espera que este nivel de educación produzca egresados que no sólo puedan ser buscadores de trabajo, sino también empresarios de éxito y creadores de empleo”.
No podemos dejar de señalar que es necesario contar en la universidad con emprendedores exitosos, forjados en la universidad de la vida, pero que  han construido sus propios proyectos de vida con acciones emprendedoras dignas de admiración.
Para el profesional de la carrera de turismo, Nicaragua tiene ventajas comparativas muy importantes, por ejemplo: Es el país más seguro de Centroamérica, tenemos condiciones naturales envidiables, es uno de los países de América Latina con el recurso agua más abundante, cuenta con una población mayoritariamente joven, que incluye a  los Millennials, o milénicos como les llamamos a los nacidos entre 1980 y 2005; además es el país que más crece en Centroamérica, de manera sostenida en promedio con un 4.5 % del PIB.
¿Que aportó el turismo a Nicaragua en el 2016? El turismo internacional dejó a Nicaragua ingresos por unos 642,1 millones de dólares, un 21,5% más que los 528,5 millones de dólares captados durante 2015, durante el 2016, el turista extranjero en Nicaragua gastó un promedio de 44,8 dólares al día, 7,9% más en relación con un año antes, cuando gastó un promedio de 41,5 dólares, el flujo de llegadas de visitantes internacionales al país mostró un crecimiento de 9,6% con respecto al año anterior (139.725 visitantes adicionales), durante el 2016 la estancia promedio de los turistas que ingresaron a Nicaragua fue de 9,5 días, mientras que en 2015 fue de 8,7 días, los tres principales motivos de viaje fueron: vacaciones, visitas familiares y el motivo trabajo o negocios, el turismo aportó el 4.85%  al PIB nacional. Consideramos que en este 2017, los logros serán mejores en función del desarrollo económico y social de nuestro país.
En síntesis, el turismo en Nicaragua tiene un futuro promisorio, el turismo continuará siendo uno de los rubros más importantes de la economía nacional, por lo tanto, tenemos que crecer en infraestructura y en formación de recursos humanos para responder a la demanda de turistas nacionales e internacionales.
Hay que vender a Centroamérica como destino turístico, tenemos que a adaptarnos al cambio climático con propuestas  turísticas novedosas,  tenemos que crecer con pequeñas empresas turísticas, que son parte de la columna vertebral de la economía nacional.  Que el fortalecimiento del turismo en este cambio de época que vivimos, cuente con los profesionales del turismo como protagonistas claves de un sector que crece de forma sostenida y sustentable. 
Septiembre 2017

martes, 29 de agosto de 2017

La Política de Género en Educación



MSc. Eduardo López H. Docente FAREM Estelí.
Sin lugar a dudas, la igualdad de oportunidades de hombres y mujeres en los diferentes ámbitos de la sociedad, sienta las bases para impulsar el desarrollo, sobre todo reconociendo el invaluable papel de la mujer, como un sujeto alrededor del cual giran muchas acciones y en particular, el interés de que sus hijos sean algo en la vida, pero muchas veces son sueños truncados por las limitantes estructurales que padecen y que están relacionadas con la subordinación histórica ante el sexo opuesto y el peso de siglos de una sociedad patriarcal.
Si bien es cierto, que la falta de acceso a la educación de hombres y mujeres en una sociedad  limita el desarrollo individual y social, fortaleciendo el círculo de pobreza, no es menos cierto, que la falta de instrucción o formación profesional de las mujeres profundiza ese circulo, a pesar del papel relevante que tienen; pero que lamentablemente esa relevancia no se traduce en prosperidad familiar, sino más bien en obstáculos estructurales donde se incluyen: la discriminación en la educación; la falta de acceso al crédito, derecho a la propiedad y la herencia; así como,  los niveles de remuneración y  de promoción inferiores por igual trabajo; a esto hay que incluir el peso del trabajo doméstico. La situación se complejiza con las mujeres del campo y las que se ven obligadas a migrar, porque su vulnerabilidad económica y social es más visible, dado su rol nada apreciable en cuanto a sus ocupaciones laborales, donde predominan cargas de trabajo mal remunerado y otras formas de discriminación.
En nuestro país, en los últimos años, se han venido haciendo ingentes esfuerzos por lograr mayores niveles de equidad entre hombres y mujeres.  Esto es encomiable, visto desde la perspectiva de un interés consciente por sentar las bases de una política de género equilibrada y propositiva, cuyo fin último, es una praxis de compartir roles en función del bien común. No obstante, es desde la educación a todos los niveles, que se debe de concebir una propuesta inclusiva de niños y niñas, de jóvenes en general y de adultos, donde ambos sexos tengan la oportunidad de formarse, pero en particular el sexo femenino, porque las presentes y las futuras madres que se instruyan y,  tengan una formación profesional es la garantía de hijos bien educados. Esto lo hemos visto en la vida cotidiana, hay muchos ejemplos;  por eso, es de imperiosa necesidad, que las niñas no abandonen la escuela, que las jóvenes coronen su carrera técnica o profesional y que las actuales madres trabajadoras tengan acceso a formación técnica o en oficios. Todo esto tiene un enorme significado para la familia, la comunidad y el país, porque se está promoviendo y garantizando permanentemente la educabilidad, que en el amor maternal implica para los hijos, poder ser y deber ser, sobre todo en este siglo XXI centrado en el ser humano.  
Agosto 2017